Desaprender la indefensión aprendida

“La indefensión aprendida es la condición del ser humano o animal que ha aprendido a comportarse pasivamente ante una situación que le es adversa, con la percepción subjetiva de que no puede controlar el entorno, aunque haya oportunidades reales de cambiarlo. Suele suceder ante varios intentos y fracasos”.

¿Te suena? Como pacientes con fibromialgia, no sólo sufrimos la indefensión aprendida como individuos, sino también como colectivo. Y ya es hora de que esto empiece a cambiar… Te animo a ver el siguiente video y descubrir qué puedes hacer para luchar contra ella 😉

“Si piensas que eres demasiado pequeño para marcar la diferencia, intenta dormir con un mosquito en la habitación”.

Más info: Indefensión aprendida en Artricenter

Está bien…

fibromialgia-esta-bien

5 claves para obtener mejor calidad de vida – Fibromialgia

gerbera-pink-1359056

  • Entiende tu enfermedad. Ello implica estar en contacto con especialistas, médicos y psicólogos. Necesitamos tratamientos multidisciplinares y cada uno te aportará todo el conocimiento de esta dolencia para que “comprendas” a tu enemigo. De este modo, estarás más seguro/a y prevenido/a.
  • Instaura una actitud positiva en tu vida. Sabemos que no es sencillo, pero en lugar de reaccionar ante el dolor es mejor aceptarlo y tratarlo, no deprimirnos. No dudes en hablar con personas que sufran lo mismo que tú, no te aísles ni guardes rencor a quienes te rodean.
  • Busca actividades que te permitan afrontar el estrés y la ansiedad: existen técnicas de relajación muy adecuadas que pueden ayudarte. El yoga, por su parte, también puede ser muy beneficioso.
  • Nunca pierdas el control de tu vida, no dejes que sea el dolor quien te domine. Para ello, establece instantes de ocio cotidianos por pequeños que sean. Sal a caminar y no evites el contacto social.
  • Atiende tus emociones, tu pensamiento y tu lenguaje. Lo que pensamos y sentimos tiene una influencia directa sobre la enfermedad. Si nos decimos frases como “no voy a poder levantarme”, “esto no tiene solución” o “ya no tengo fuerzas”, incrementarás tu sufrimiento.

Dale una vuelta a estas frases y verás cómo cambia tu realidad.

Fuente: La mente es maravillosa

ASSSEM retoma el estudio de biomarcadores inmunológicos en el síndrome de fatiga crónica

¡Por fin de vuelta! He estado unos días “desaparecida” debido a una crisis de síndrome de fatiga crónica. ¿Los síntomas? Agotamiento extremo, dolor muscular, escalofríos, décimas y dolor de garganta (ganglios inflamados), que me han tenido toda la semana “fuera de servicio”. ¿La causa? Salir de casa dos días seguidos, ya que tenía unos compromisos a los que no podía faltar…

Puede parecer exagerado pero, por desgracia, este es el día a día de las personas con síndrome de fatiga crónica. Tenemos que planificar y calcular nuestras fuerzas para poder hacer cualquier actividad que otro haría sin problemas… Menos mal que hay grandes profesionales investigando y dejándose la piel para descubrir los mecanismos que desencadenan y explican nuestros síndromes.

nuevo_estudio_biomarcadores_SFC

Como podéis ver en el video, ASSSEM es una organización sin ánimo de lucro que lleva años investigando, en pacientes con síndrome de fatiga crónica, diferencias inmuno-infecciosas francamente significativas en lo que se han venido denominando biomarcadores, que podrían servir para mejorar el diagnóstico, el reconocimiento de la enfermedad y avances en nuevos tratamientos.

Ahora necesitan 18.000 € para continuar trabajando, ¡colabora con ellos y forma parte de esta interesante investigación! Puedes ayudar económicamente o compartiendo la información en las redes sociales, ¡gracias!